El dia a dia

Abrazando la realidad cotidiana y aceptándola, las puertas se van abriendo y cerrando. Es el eterno ciclo.

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *